Seguimientos. Investigamas Detectives

Publicado: Domingo, 08 Marzo 2015

 

El tipo básico de seguimiento suele ser a pie, o en coche y a diferencia de las vigilancias se distingue por su actividad dinámica y la incertidumbre de los destinos que pueda tener el objetivo.

En lo seguimientos a pie de calle, el detective privado se encuentra con numerosa dificultades dependiendo de las poblaciones donde el servicio sea realizado. Ciudades con un índice de población relativamente bajo como Zamora, Ourense o León, van a facilitar la labor del profesional de la investigación. Por el contrario si el seguimiento a realizar se tiene que realizar en Madrid, Valladolid, Alicante o ciudades más pobladas la dificultad del mismo aumenta proporcionalmente.

El seguimiento a pie debe ser realizado por un número de detectives adecuado a la densidad peatonal, teniendo en cuenta otros factores de suma importancia como las aglomeraciones en eventos o centros comerciales, así como locales o establecimientos frecuentados y posibles paradas que el objetivo pueda realizar.

En esta clase de seguimientos en número de detectives para la realización del servicio no debe ser inferior a dos, variando este número en función de la complejidad del seguimiento y la zona donde se tenga que realizar el mismo.

Mucho más complejos son los seguimientos en vehículo y aunque como ya hemos dicho no es lo mismo un seguimiento en Cuenca o Salamanca como podría serlo en Málaga, Sevilla o Madrid, adquieren unas dificultades añadidas a los seguimientos que se realizan por parte del detective privado a pie.

En este aspecto cabe destacar que es muy importante la hora y el día en que el servicio tenga que ser realizado, ya que la densidad del tráfico que corresponde a un día festivo o Domingo es muy inferior a la correspondiente a un día de semana. Destacar la hora en que deba realizarse ya que las horas puntas de salida del trabajo colegios... son complicadas y añaden dificultad al mismo.

Las zonas donde deban de realizarse influyen de una forma importante en esta clase de seguimientos, ya que en una autovía siempre que el objetivo circule dentro de los límites de velocidad vigentes, será mucho más fácilde mantener el contacto visual que en una carretera nacional o secundaria.

Las ciudades  y reiterando que la dificultad que pueda entrañar una urbe como Valencia no es la misma que la que nos puedan presentar ciudades como Ávila o Ciudad Real, siempre hacen mucho más difícil el control y permanente visualización del vehículo del objetivo, entre ello por la densidad del tráfico, pasos peatonales, semáforos, cortes temporales, vehículos que se incorporan desde diferentes carriles adyacentes...

Por ello deben ser tenidos en cuenta los factores anteriormente descritos, realizando una planificación previa de las zonas, condiciones de tráfico y meteorológicas, potencia del vehículo de seguimiento a emplear, número de vehículos...

Claro está que los detectives privados muchas veces nos encontramos que en el servicio a realizar, el objetivo se desplaza de las dos formas tanto en vehículo propio como a pié, llegando incluso a utilizar el transporte público en una parte del trayecto. Esto es lo que denominamos como seguimientos mixtos, llegando a complicarse los mismos con añadidos que surgen a lo largo de de la investigación a realizar.

By: Investigamas. Detectives Privados.